Archivo de la etiqueta: C

¡Chanta la moto!

Esta frase en Chile es una parada de carros, un parelé, un llamado a detenerse en lo que uno está haciendo o hacerlo más lento, como por ejemplo caminar, correr, hablar, molestar a alguien, etc.

Por lo general cuando se dice esta frase se alarga la primera “o”: ¡¡Shhht, chanta la mooooooto poh!!

Anuncios

Parada de carros

En Chile una “parada de carros” es un enérgico llamado de atención.

Califa

En Chile significa es ser libidinoso, mirón, fisgón, cochinón (término que también se usa para personas sucias en general, por ejemplo, un estafador).

Mesa Té Club

En Chile hay una marca de té cuyo comercial mostraba una larga mesa de chilenos, simbolizando que eran una gran familia.

El té “Club” logró imponer, así, un típico dicho chileno: cuando una mesa es muy larga y hay muchos comensales se dice que es una “mesa Té Club”.

Choclo, chocleros

El choclo en Chile es el maíz, elote (en México) o mazorca (como creería que le dicen en Uruguay). Con el choclo se hacen humitas.

Hay una comida que se llama “pastel de choclo” que es maíz molido con fondo de carne y cebolla (pino), con un trozo de huevo duro (cocido) y un pedazo de pollo, las dos últimas dentro del “puré” de choclo, y se cocina en un recipiente grande o en varios individuales. Lo tradicional es que sean de greda (barro).

Y los chocleros son los dientes delanteros, esenciales para comer choclo. A veces, por extensión, se les dice chocleros a todos los dientes, pero principalmente se les dice a los delanteros superiores, también conocidos como “paletas” (con ese nombre de “paletas” también se designa a los omóplatos).

Meter la cuchara

Esta frase chilena se refiere a opinar en algún asunto, ya sea que le corresponda a la persona o que se esté intrometiendo.

Chato, chata

Esta es una expresión que usamos en Chile para decir que estamos cansados.

Por ejemplo, “estoy chato de que me llamen por teléfono” quiere decir que estoy harto de que me llamen. También se usa la expresión “me tiene chata esta situación”.

Pero también se usa para decir que alguien es buena gente: “es buen chato ese tipo”, expresión que no he escuchado para el género femenino.

Por supuesto, algo chato es algo plano, sin variaciones.